Kayaks hinchables

Análisis de los mejores kayaks hinchables de 2022

Quizás no tienes suficiente espacio en casa o un modo de transporte adecuado… en este caso, un kayak hinchable es, sin lugar a dudas, una buenísima solución para ti. Podrás tener un kayak en casa, listo para salir a remar cuando quieras y ocupando muy poco espacio.

Cada vez cuentan con mejores prestaciones e, incluso entre la gama alta, encontramos cada vez más kayaks con un precio muy competitivo.

Mejores ofertas de kayaks hinchables

Te traemos las mejores novedades y ofertas de kayaks hinchables que puedas encontrar. Tanto si estás empezando como si ya eres experto, tanto si te gusta disfrutar de tu kayak solo o en compañía, seguro que encontramos el kayak perfecto para ti.

Intex Explorer K2

Sevylor Hudson

Advanced Elements AE1012-R

Itiwit 2 plazas

Itiwit X100+

Itiwit Strenfit X500

¿Qué tipo de kayak hinchable estás buscando?

Ventajas de los kayaks hinchables

  • Un kayak inflable es la opción más versátil, podrás guardarlo en cualquier sitio ocupando poco más espacio que una maleta. A diferencia de los kayaks de rígidos, un inflable se puede doblar, meter en su bolsa y guardarlo en un armario. Para cualquiera de nosotros que vivimos en un piso pequeño esto supone una gran ventaja.

  • Extremadamente fácil de transportar: Llevar el kayak en la baca de tu coche, bajarlo y, finalmente, volverlo a montar nunca es una tarea del agrado de nadie. Sobre todo si te toca hacerlo solo. Un kayak hinchable puedes transportarlo dentro de tu coche o, incluso, llevarlo encima con una mochila suponiendo que sea adecuadamente ligero (como algunos lo son). Podrías incluso llevar contigo tu kayak hinchable en un avión y utilizarlo en tus viajes. Es una magnífica manera de descubrir continuamente nuevos lugares dónde poder remar.

  • Sobre todo en la gama de entrada se encuentran kayaks hinchables a muy buen precio, ideales para empezar en este deporte. Casi siempre costará menos que uno rígido y será perfecto para quien simplemente busque practicar este deporte o salir a pasear.

  • Siguiendo con las instrucciones del fabricante, un kayak hinchable será duradero y podremos disfrutar de él durante años. Además, se pueden encontrar recambios de piezas en caso de que sea necesario. En contra del pensamiento dominante, hay numerosos productores de kayaks inflables hoy en día que hacen kayaks muy resistentes que pueden recibir toneladas de esfuerzos y seguir adelante aparentemente como si nada. Ya no se trata de juguetes de piscina como hasta hace poco, son embarcaciones de verdad. Este video, del fabricante SeaEagle, mostrando qué pueden aguantar sus kayaks drop stitch así lo demuestra:

  • Los kayaks hinchables de gama alta cada vez son mejores técnicamente y son ya muy parecidos a los rígidos en cuanto a prestaciones, sobre todo los kayaks drop stitch. El rendimiento puede cambiar dependiendo del kayak hinchable que compres. De todos modos, la mayoría dará una presentación respetable, mantendrá bien el rumbo y algunos incluso están listos para llegar a altas velocidades.

  • Son más ligeros: lo extraordinario de los kayaks hinchables es que normalmente pesan muy poco, pero aún así pueden transportar un peso decente. Un kayak hinchable individual puede, por regla general, ser transportado sin esfuerzo por una sola persona y así es mucho más fácil llegar al agua que con uno rígido.

Puntos de mejora de los kayaks hinchables

  • Siempre deberás contar con un rato para montar y desmontar el kayak antes y después de cada uso. Lo de llegar al agua y empezar a remar no será posible con un kayak hinchable. Esto no es realmente un gran problema, pues se suelen hinchar y deshinchar rápida y cómodamente. El principal inconveniente se encuentra cuando se debe secar el kayak por completo tras haberlo usado. Este proceso sí que es más lento y puede demorarse mucho en función del tipo de kayak.

  • Deberás cargar siempre contigo una bomba de inflado y un pequeño kit de reparaciones. Aunque ya hemos visto que hay muchos kayaks hinchables muy resistentes a desgarros y a pincharse, es un riesgo inherente a este tipo de kayaks, con lo que siempre debes ir preparado.

  • No son tan versátiles como los kayaks rígidos al no ser adecuados, en su gran mayoría, para aguas rápidas o con mucho oleaje. Además, como pesan muy poco y no están «tan metidos» en el agua, son más propensos a verse afectados por el viento.

  • Sobre todo en los kayaks hinchables de la gama de entrada, podemos encontrar que nos cueste manejarlos, y más si venimos de un kayak rígido. Se trata de un problema pequeño porqué, como en todas las cosas, tras un poco de práctica le terminaremos cogiendo el truquillo.